Blogia
bambolia

Una casa a cuestas (I)

 

Una casa a cuestas (I)
.
La constatación

Me miro en el espejo del café.
El azúcar corrompe la sobriedad de la mañana.
Es imposible vivir en blanco.
Ni tan siquiera el pan se resiste.
El trigo se deshace sobre una alfombra de bambú.

Un mapa se quedó abierto
encima de la mesa.
La ruta de los caracoles no sirvió para encontrarte.
.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Dori -

Me encanta este poema en tres partes; creí que De Espaldas ya no existía, porque alguna vez traté de venir desde mi antiguo blog y me dijo q no existía ya.

Supongo que habrás acabado de cumplir años; por muchos años nena y tb deseo que por fin pudieses haber tenido el trabajo para toda la vida.
Saluditos.
Grata sorpresa encontrarte esta tarde.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres